09 marzo 2007

CUANDO LA TELE NO ES BASURA...


(¡ATENCIÓN ESTE POST ES INTENCIONADAMENTE EXTENSO!)
No sé si muchos de los que frecuentáis el blog sois conscientes del momento que vive la televisión en Estados Unidos. Estos días, por ejemplo, he intentado pensar en cinco películas que me hayan impactado de verdad entre enero de 2006 y marzo de 2007, y la lista es preocupantemente corta. Por ejemplo, me han interesado mucho GOOD NIGHT AND GOOD LUCK (la de Clooney), CHILDREN OF MEN (la de Cuarón) y ... LA VIDA DE LOS OTROS (la alemana ganadora del Óscar). Puede que alguna más haya resultado interesante, pero no supera el aprobado con nota.
Ahora, voy a citar las series que no me pierdo (no siempre puedo, ya que el tiempo de ocio es limitado), y con las que disfruto semana tras semana. Algunas llevan varias temporadas, por eso son series, ¿no? Otra en cambio, acaban de aterrizar. Comenzemos.

SIX FEET UNDER (A DOS METROS BAJO TIERRA), una de las mejores, si no la mejor, de la mano de Allan Ball (guionista de AMERICAN BEAUTY), que se ha beneficiado, además de unos guiones únicos, de uno de los mejores casting.

BROTHERS & SISTERS (CINCO HERMANOS), recién llegada a la programación de Fox Tv. Entre los actores encotramos a Calista Flockhart (ALLY MACBEAL), Rachel Griffiths (SIX FEET UNDER), Ron Rifkin (ALIAS) y Sally Field.

THE SHIELD, una de polis corruptos, sucia y violenta, de lo mejor y más original que se ha parido en cuanto a policíacos recientes. Entre sus protagonistas están Glenn Close y Forest Whitaker. Su productor, Shawn Ryan, lo es también de la siguiente.



24, una pirueta increible de escritura y de rodaje, que lleva ya 6 días, es decir 6 temporadas, y que a este ritmo llegará a completar la semana, si la factura mensual de móvil de Jack Bauer se lo permite.

THE UNIT, vendida como una producción del dramaturgo, guionista y director David Mamet, que sin ser nada del otro mundo, combina perfectamente las claves de acción apuntadas en series como ALIAS, con las hogareñas vidas de sus esposas (aquí, al estilo de BIG LOVE, ninguna puede revelar que sus maridos forman parte de la Delta Force).

HOUSE, qué decir del doctor más famoso del momento, un tipo brutalmente sincero, cínico, irónico, engreído, un auténtico hijo de puta que llama a las cosas por su nombre, pero que sin embargo es incapaz de reconocer que es un 'yonquie' de la efedrina. Sencillamente, genial. Sobran las palabras. En los créditos de la producción (otro listo) Bryan Singer, aunque el verdadero responsable, el cerebro, el genio de esta operación se llama David Shore.

GREY'S ANATOMY (ANATOMÍA DE GREY), otra de médicos, sí, cierto, pero con un punto de vista diferente. A veces se parece a ER, a veces a una comedia de situación. Es un híbrido que incide, sobre todo, en los problemas para relacionarse de sus personajes, y como eso les influye en su trabajo diario como médicos.

LOST (PERDIDOS), diseñada por el creador de ALIAS (que también lo fue de FELICITY), genial en su primera temporada, y algo delirante en las siguientes. En España, como sucedió, y sucede, con ER (Urgencias), ha fracasado porque los 'señores del acero' de la Primera (TVE) ni han sabido, ni han querido potenciarla como se merecía (eso y que TVE se está volviendo una tele rancia. Luis, pon remedio por favor).

PRISION BREAK, un alarde que se ha enredado en exceso en su segunda temporada, pero que a cambio nos ha descubierto el talento de Wenwhort Miller. Paul T. Scheuring es su creador.

BIG LOVE, de lo último. Original, única en su género, no sólo porque sus protagonistas son una familia de mormones (él y sus 3 esposas), sino por su elenco de protagonistas: Bill Paxton, Jeanne Tripplehorn, Cloë Sevigny, Harry Dean Stanton,

EUREKA, algo simple, pero afortunada en su mezcla entre la ciencia y la comedia. Creada por Mark V. Olsen y Will Scheffer y producida, entre otros, por Tom Hanks (un tío listo este Hanks).

MY NAME IS EARL (ME LLAMO EARL), presentada como la apuesta más gamberra de la temporada, finalmente no ha cumplido al cien por cien, aunque sus tramas y sus reacciones son realmente geniales. Y que decir de la creación de personajes (fantástico Randy, y por supuesto Earl y el señor Cangrejo). Su creador, un tal Greg García, que también ha escrito para FAMILY MATTERS (la de Steve Urkle).

HUSTLE (LA MOVIDA), una joya entre las joyas, en la que una pandilla de hustle, ladrones de guante blanco, se dedican a la buena vida. Protagonizada, entre otros por Robert Vaughn y Adrian Lester (PRIMARY COLOURS)es un ejemplo de cómo se deben hacer las cosas: la BBC produce 6 capítulos al año, pero ¡qué! capítulos. Homenaje y continuadora de los Redford y Newman de THE STING (EL GOLPE), es tan exquisita que en España sólo la ha emitido PEOPLE & ARTS, en digital. Una pena.

DESPERATE HOUSEWIVES (MUJERES DESESPERADAS), un éxito apabullante en Estados Unidos, que TVE1 (como de costumbre) no ha sabido programar, y que probablemente hubiese funcionado mucho mejor en Cuatro, incluso en Tele 5. Su creador (atención) es Marc Cherry, un tipo que se define a sí mismo como un caso singular de 'gay conservador republicano' y al que le debemos 11 capítulos de una de las mejores comedias de situación de todos los tiempos, LAS CHICAS DE ORO.

THE L WORLD (en España, simplemente L), la primera serie en la que todos los personajes son lesbianas. Su creadora es Ilene Chaiken y (esto no es broma) escribió el guión (al menos la historia) de BARB WIRE (exacto, la de Pamela Anderson).

WEEDS, donde Marie-Louise Parker da vida a una vendedora de marihuana, con sus problemas domésticos, como cualquier otra ama de casa. Su creadora es Jenji Kohan, guionista que ha pasado por productos tan interesantes como THE FRESH PRINCE OF BEL AIR, THE GILMORE GIRLS (otra de las comedias mejor escritas de los últimos años), WILL & GRACE, etc.

MEDIUM, protagonizada por Patricia Arquette, Miguel Sandoval y Jake Weber, o como aunar las capacidades paranormales con la vida familiar sin 'cantar la traviata'. Su protagonista se llama Allison Dubois, y la asesora de la serie, una psicóloga de fenómenos paranormales, se llama Allison Dubois.

THE CLOSER, lo último en policiácos, basada en un personaje con muchísimo atractivo, al que le da un toque único Kyra Sedgwidck (esposa, por cierto, del señor Kevin Bacon)

HEROES, fenómeno reciente, con todas las de la ley, adaptación perfecta del mundo de los superheroes a la vida actual, que de momento ha puesto el listón muy alto en cuanto a calidad. Su creador es Tim Kring, un tipo que también se ha encargado de escribir capítulos (otra de las olvidadas) de CROSSING JORDAN.

En el camino se quedan otras como ER(Urgencias), una de las punteras de los 90 que lleva en antena, ni más ni menos que 13 temporadas. Es (no lo he confirmado) una de las más longevas. Por ella ha pasado una retahíla de actores episódicos, entre lo mejor y más granado de Hollywood. También LOS SOPRANO, una de mis favoritas (y de muchísima gente), ganadora de premios allá por donde vaya; BOSTON LEGAL, continuación de una de las mejores series de abogados (THE PRACTICE, aquí EL ABOGADO), con unos William Shatner, Candice Bergen (caso a parte por su genial MURPHY BROWN en los 90) y James Spader, bendecidos por la musa de la interpretación, al igual que su creador, David E. Kelly, el genio de las series de abogados (pendiente de su nuevo proyecto, LIFE ON MARS); Gill Grissom y su CSI original, el único que mantiene el tipo frente a las dos flojas sucursales, producto de la factoria de Jerry Bruckheimer, de la que destacan (sólo un poquito) COLD CASE (CASO ABIERTO) y WITHOUT A TRACE (SIN RASTRO). Podríamos seguir enumerando series y más series, o hablando de los nuevos proyectos de David E. Kelly, de autores como Steven Bocho, del que por cierto se me han pasado series como NYPD (POLICÍAS DE NUEVA YORK, la continuación natural de HILL STREET BLUES), BROOKLYN SOUTH (BROOKLYN SUR)o COMMANDER IN CHIEF (SEÑORA PRESIDENTA). Por supuesto, no podía dejar de mencionar otras, que perecieron en su país de origen, como por ejemplo HIGH INCIDENT (PATRULLA DE ASFALTO, cancelada, pero con la ventaja de permitírsele un cierre más o menos digno en el capítulo 32), creada por Dave Alan Johnson y producida por S. Spielberg, o BOOMTOWN (METROPOLI, emitida actualmente por cuatro, cancelada en el capítulo 20, y con 4 sin emitir en Estados Unidos). Y así unas 200 líneas más.

7 comentarios:

Minaya dijo...

ER está emitiendo su 13ª temporada en USA, tenía que decirlo, lo siento, pero es que me encanta, me parece la mejor serie de la historia, aunque últimamente, Los Soprano le hace competencia...

Anónimo dijo...

Me ha dado un vértigo terrible leer tu lista de serie favoritas, Andrés, eres el rey del mando. ¿cómo lo haces, digo, para seguir más de diez a la vez? Yo reconozco ser una rancia televisiva de las que se quedan muditas en la tertulia de la máquina del café. House, Mujeres desesperadas.... Sí, he visto algún capítulo, sobre todo de House pero aún así, no puedo asimilar the serial explosion. Demasiadas horas de tele para consumir.
La TV le ha robado las ideas al cine y el público se ha acomodado en su sofá, es verdad que resulta más barato y menos frustrante engancharte a uno de estos culebrones americanos que gastarte seis euros en películas como 'Los abandonados' o la injustamente valorada'Diamantes de sangre'...pero yo no quiero que en un futuro todos los niños seran médicos, policías o maniquíes de zara. Ojo, no todo lo nuevo es original, tampoco todo lo que importamos es lo mejor...seamos selectivos y con lo que vale la pena.

un besote, soy Irene

Andrés dijo...

Gracias a Minaya por su apuntes. He corregido algunas cosas. Espero que os aguante el cuerpo.
Irene he completado cositas, vuelve a leer y me dirás. Por cierto, ¿cuál es tu favorita?

Anónimo dijo...

Andrés, siento no compratir tu erudicción televisiva, me has pillado.No sé si después de lo que he leído, debería confesarte que ni veo, ni soy adicta a serie alguna... pero es la purita verdad. Bueno si que he visto (veo) algún capítulo de House, cuando el mando de la tele lo encuentra y algo de Los Soprano pero ninaniná. ¿no te parece que nos hacen demasiado esclavos?


Después de todo, ¿has visto la última de Lars Von Trier? Esta claro que este Dogmatico director se cuida mucho de que no le confundan con los demás, con una clara tendencia a la búsqueda de lo genial sin proponerselo.... siempre consigue sorprender. Doce años después de la creación mesiánica del Dogma 95, Lars estrena EL JEFE DE TODO ESTO, una comedia?
Una historia paranoica sobre la relación entre jefes y empleados de una oficina.Una píldora dogmática totalmente autómata.

Un saludo, Irene

Andrés dijo...

A Cris:
Me dicen por ahí si se trata de SEX AND THE CITY. Pues no. Cierto que no la he mencionado, pero es que esta ya terminó sus emisiones, como FRIENDS, como FRAZIER, etc, etc.

A Irene: La esclavitud de la buena televisión, puede ser tan dañina como la de la buena literatura. Es cuestión de elección. Pero siempre nos quedará FICCIONES, el vídeoclub.

Y sí, he visto EL JEFE DE TODO ESTO. La semana que viene escribo algo al respecto en el blog. De momento diré que me pareció genial, única, divertida, con muy mala leche, y para nada inocente, como ha dicho Von Trier. Por cierto, nos ha vendido la moto del AUTOMAVISIÓN, del que todos han hablado, pero del que nadie tiene 'puta idea'. Lo he consultado y creo que es una broma más del Von Trier. Vamos que no existe nada de eso. Es un truco para que los críticos sesudos hablen de él, sin que sepan de qué se trata. Creo que hemos caído todos, o casi todos.
Salut.

Anónimo dijo...

El Jefe de todo esto me parecio... una tomadura de pelo. Me sali a mitad de pelicula (cosa que jamas hago) harto de las pretensiones de Von Trier, de pretender colarnos un infumable humor sueco basado en la imbecilidad absoluta de los protagonistas. No fui el único. Es mala pero además va de algo. Los amantes y críticos que lo adoran diran lo que quieran, de todo hay y queda superestupendo estar en la movida rara, pero para el resto una m. pinchada en un palo.

Andrés dijo...

Entiendo que eso del gusto es algo variado. Yo no puedo negar que me gustó, me reí y me lo pasé muy bien. Igual que no puedo negar que la voz de Bjork en BAILAR EN LA OSCURIDAD me resultaba chirriante. Vamos que no la soporto. Me dormí viendo DOGVILLE. No he visto MANDERLAY. Igual digo que me entusiasmo EUROPA, ROMPIENDO LAS OLAS y me sorprendió muchísimo LOS IDIOTAS. Yo no adoro a Lars Von Trier. Adoro algunas de sus películas. No creo en los mitos. Soy fan de muchas películas de Martin Scorese, pero me parece una tomadura de pelo su Óscar por su peor película (THE DEPARTED, que no es más que un burdo remake de INFERNAL AFFAIRS, tal y como he escrito en este mismo blog, concretamente aquí, http://andresfierronovo.blogspot.com/2007/02/hollywood-y-su-ombligo.html)